«Cincuenta y Ocho Sillas»

Esta secuencia ha sido finalizada a finales del año 2016, presagiando el próximo
aniversario 58 de la revolución cubana. Estas sillas de disímiles modelos se encuentran
por doquier en la ciudad y me sugieren, según la función que ejercen sus dueños y el lugar
donde están, que han ido adquiriendo una personalidad propia. Así he querido retratarlas,
como si esos muebles hubieran sido en otra vida personas; que en su espera dilatada por un
cambio en la sociedad, han mudado la apariencia humana para convertirse en sillas.

La Habana 2016